Date permiso para ser la primera de la lista

 

No sé vosotras pero a mis cerca de 39 años, hay momentos en que “no me da la vida”, entre el trabajo, los niños, la casa, la compra….no me queda ni un minuto para mi y mis cosas, por eso desde que comenzó el 2017 estoy dando mucha más importancia a mi tiempo, y en vez de posponer siempre mis cosas y decirme cosas como “da igual ya te pintarás las uñas en otro momento”, “ahora no puedo, mañana llamo a mi amiga”, “mejor  compro el pantalón a mi pequeño en vez de ese vestido que me queda como un guante y me hace sentir especial”…estoy siendo, por lo menos en algunas situaciones, la primera de mi lista y  sin sentirme culpable por ello, esto la verdad que no es tarea fácil, pero sí muy sana, te ayuda a no darle tantas vueltas a la cabeza y a ser un poquito más feliz.

Hay momentos, no lo vamos a negar, que me siento un poco egoísta “con todo lo que tengo por hacer y yo tan tranquila tomando un café y leyendo ese libro que tanto me hace reír”, pero rápidamente empiezo a analizar la situación y me doy cuenta que ese café me ha servido de mucho, me ayuda a ser capaz de  llegar a casa más tranquila y de buen humor; Con ganas de estar y disfrutar de mi familia (por que no es lo mismo), sin atosigarles con prisas y órdenes para que todo este perfecto.

Creo que algo tan simple y con tan buenos resultados debería ser obligatorio por ley, nos ayuda tanto…por eso ponlo en práctica, hoy mejor que mañana.


¿Por qué nos gusta tanto el verano?

Ya esta aquí, ya llego…por fin mi ansiado verano.

Es oficial, estamos en verano. Época de playa, cerveza, terrazas, disfrutar de unas merecidas vacaciones y viajar. A veces el excesivo calor nos nubla la vista y nos hace olvidar lo maravillosa que es esta época.  Pero no nos engañemos, nos encanta el verano: playa, piscina o tomar el sol durante unos días que se estiran hasta pasadas las 9. ¿Necesitas más motivos? Aquí los tienes, en una lista de razones por las que nos encanta el verano:

  •  El sol, cuanto nos ayuda a levantarnos por las mañanas, es una buena forma de iniciar el día con la pila cargada.
  • La playa o la piscina, tenemos para todos los gustos. Existe un plan mejor, con esta temperatura, que ir a la playa, tirarte en la hamaca, broncearte…? El agua en verano es vida.
  • Los helados, en invierno también los podemos comer, pero no es lo mismo,¿Existe placer mayor que tomarse un helado un día caluroso? Hay de todo tipo, desde los cremosos hasta los de hielo, frutas o sabores exóticos.
  • Que el día dure infinito, las tardes se alargan por que la noche parece no quiere llegar, lo que se convierte en tiempo, ese bien preciado que nunca tenemos. Es hora de disfrutar., ¡El sol nos da vida!
  • Las vacaciones, verano es para muchos sinónimo de vacaciones, así que aprovecha y haz las maletas. ¿Opciones? Tienes todo el planeta, ya sea para sacarle el mayor partido al calor o para refugiarse de él.
  • En una sola palabra: festivales. Decenas de festivales de música han ido poblando las playas y el centro de nuestro país y casi todos se concentran en el verano. Disfrutar de nuestro grupo de música favorito, tomar el sol durante el día, salir de fiesta hasta que el sol nos pille desprevenidos…
  • ¡Disfruta de las noches de verano!Puedes ir a cualquier terraza para tomar un aperitivo, cenar, o tomar unas copas; como disfrutar de un paseo a la luz de la luna y las estrellas, respirar tranquilamente el ambiente caluroso veraniego o aprovechar y ¡¡darte un baño nocturno!!

Y es que en verano, ya sea por la luz del sol, por el tiempo libre, o por cualquiera de las cosas que he dicho más arriba, se respira felicidad por cada esquina… ¡¡Viva el VERANO!!